El Ministerio de Asuntos Exteriores revela el ejemplo de Tailandia para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible

El Ministerio de Asuntos Exteriores revela el ejemplo de Tailandia para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible

PR Newswire

BANGKOK, 3 de agosto de 2017

BANGKOK, 3 de agosto de 2017 /PRNewswire/ -- La filosofía de la economía de suficiencia de Tailandia es una herramienta poderosa para acabar con la pobreza y ayudar a otros a alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas, afirmó el Ministerio de Asuntos Exteriores de Tailandia.

Principles of Sufficiency Economy Philosophy

PONER FIN A LA POBREZA. El primero de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas suena así de simple, pero ha demostrado ser increíblemente difícil de alcanzar. A pesar del progreso que han logrado muchas naciones en las últimas décadas, más de 3000 millones de personas, la mitad de la población mundial, aún vive con menos de 2,50 dólares al día. Un hecho que resulta todavía más desalentador es que mil millones de niños en el mundo continúan encallados en situaciones de adversidad y carestía. La tenaz persistencia de la pobreza ha generado algunas dudas sobre si es posible acabar con ella. Muchos opinan que así es y, sin embargo, la pregunta sigue en el aire: ¿cómo hacerlo?

El Reino de Tailandia es una nación con una fórmula de éxito demostrado a la hora de poner fin a la carestía. Siendo una nación de 69 millones de personas situada en la intersección del Sureste de Asia, "Tailandia ha conseguido un progreso notable en el desarrollo social y económico... con un potente crecimiento y una increíble reducción de la pobreza", afirmó el Banco Mundial. Hace tan solo 30 años, el 67 por ciento de los tailandeses vivían en la pobreza, pero, en la actualidad, esa cifra ronda el 10 por ciento y está en declive, y solo un 0,6 por ciento se encuentran en una situación de pobreza extrema. La inversión y las exportaciones no solo han ayudado a generar un crecimiento y desarrollo económicos, sino que los líderes tailandeses también han adoptado una serie de políticas para repartir las ganancias de forma más amplia entre la gente para garantizar que son sostenibles. Estas políticas se basan en la filosofía de la economía de suficiencia.

Esta filosofía, impulsada por el último monarca constitucional de Tailandia, el rey Bhumibol Adulyadej, tiene como objetivo principal luchar contra la pobreza y las adversidades. El rey Bhumibol formuló esta filosofía no en la comodidad de un palacio, sino en un campo: junto a las manos trabajadoras de los aldeanos pobres de cada rincón de su reino durante décadas; investigando, experimentando y utilizando el método de ensayo y error para encontrar aquello que funcionaba, y con la participación y opinión de los propios aldeanos.

"La filosofía de la economía de suficiencia gira en torno a la humanidad, se centra en el bienestar más que en la riqueza, hace de la sostenibilidad el pilar fundamental del pensamiento, comprende la necesidad de seguridad para las personas y se concentra en desarrollar las capacidades de la gente para dar rienda suelta a su potencial", escribió Joana Merlin-Scholtes del Programa de Desarrollo de la ONU.

Muchos de los dogmas y principios de esta filosofía se llevaron a más de 4.000 proyectos de desarrollo reales y 8.000 aldeas de economía de suficiencia. Los lugares de ensayo que demostraron tener éxito fueron adoptados y ampliados a menudo por el gobierno para amplificar y extender sus beneficios a más gente en toda la nación, afirmó el Ministerio de Asuntos Exteriores.

El enfoque de la filosofía combina el conocimiento y la virtud: el ser razonable, la moderación y la prudencia a la hora de tomar decisiones como pilar fundamental. Cuando la economía de Tailandia despegó y surgió un fuerte componente de exportaciones agrícolas, muchos granjeros comenzaron a trabajar en monocultivos para obtener tantos beneficios como fuese posible. Sin embargo, cuando las fuerzas del mercado más allá de su control hicieron que los precios se desplomaran, se encontraron en una situación de endeudamiento y sin suficiente comida. Eso convenció a muchos granjeros de probar con la filosofía de la economía de suficiencia, y muchos comenzaron a plantar vegetales, criar gallinas y pescado, y reducir su dependencia de un único cultivo, y los granjeros que diversificaron fueron capaces de soportar las variaciones económicas que sobrevinieron y mantener a sus familias.

Esos mismos principios se pueden aplicar a muchos campos: negocios, gobierno, incluso en la vida en general. Las naciones que llevan a cabo una gestión prudente de los recursos naturales, cada vez más escasos, y que tratan de fomentar más que reprimir la diversidad en sus sociedades y economías, se dan cuenta de que poseen cada vez más capital humano, riqueza e innovación para sobrevivir y prosperar en un mundo cada vez más impredecible.

Por lo tanto, no debería sorprendernos encontrar un enfoque práctico en relación al desarrollo sostenible en un país relativamente pequeño que no está entre las mayores potencias mundiales a nivel económico. El motivo de esto es que a menudo en las pequeñas naciones en vías de desarrollo es donde los impactos negativos de la globalización pueden causar un mayor daño y presentar los desafíos más difíciles a los que sobreponerse.

Como muestra de compañerismo hacia todas las naciones y las personas pobres del mundo, Tailandia ha estado ofreciendo su conocimiento y experiencia con la filosofía de la economía de suficiencia para aquellos que lo necesitan. Y el mundo ha agradecido la contribución de Tailandia. "Es necesario adoptar la filosofía de la economía de suficiencia si deseamos alcanzar los objetivos de desarrollo sostenible en todos los sectores clave", afirmó Amina Mohamed, del Ministerio de Asuntos Exteriores de Kenia. Hasta la fecha, representantes de 105 países han participado en seminarios y cursos de formación sobre la filosofía de la economía de suficiencia.

El primer reto de los objetivos de desarrollo sostenible, poner fin a la pobreza, puede que no sea tan simple de alcanzar y quizás tengamos que esperar durante mucho tiempo para lograrlo. Pero Tailandia se encuentra entre aquellos que creen que se puede alcanzar, y por ello continuará compartiendo su filosofía de la economía de suficiencia, porque no se puede simplemente dejar atrás a aquellos que viven en una situación de dificultad y carestía.

MINISTERIO DE ASUNTOS EXTERIORES
Tel. +662 203 5000

Imagen - https://mma.prnewswire.com/media/539312/Ministry_of_Foreign_Affairs__resize.jpg

 

Voltar noticias em Espanhol