Beijing United Family Hospital aplica con éxito una cirugía robotizada para una nueva indicación

Beijing United Family Hospital aplica con éxito una cirugía robotizada para una nueva indicación

PR Newswire

PEKÍN, 1 de noviembre de 2018

PEKÍN, 1 de noviembre de 2018 /PRNewswire/ -- El 12 de septiembre de 2018, el profesor Zhu Gang y su equipo de Urología del Beijing United Family Hospital realizaron una disección de los ganglios linfáticos retroperitoneales robotizada (RPLND, por sus siglas en inglés) tras un proceso de quimioterapia para al cáncer de testículos, una trombectomía tumoral de vena cava inferior (IVCTT, por sus siglas en inglés) y una reconstrucción de la vena cava en un paciente estadounidense joven. Se trata del primer caso de este tipo notificado en todo el mundo. El paciente padecía cáncer de testículos con metástasis a los ganglios linfáticos retroperitoneales y un trombo tumoral que se había formado después de que el tumor invadiese la vena cava inferior.

En pacientes con cáncer de testículos, un trombo tumoral se extirpa normalmente mediante una incisión en la vena cava inferior. Los riesgos asociados a estas operaciones incluyen hemorragias importantes, embolia pulmonar provocada por el desplazamiento del trombo tumoral y la necesidad de reconstruir la vena cava. Además, como sucede en este caso, en el que el trombo atravesaba las venas renales bilaterales, podría ser necesario extirpar el riñón derecho, un procedimiento arriesgado con un índice de mortalidad de entre el 5% y el 10%. En el ámbito quirúrgico, estos procedimientos se consideran extremadamente arriesgados y se conocen como "zonas con bandera roja".

Antes de la operación, el equipo realizó una preparación completa y se organizaron reuniones del equipo multidisciplinar cinco veces, incluidos anestesia, oncología, patología, ecografías y cuidados intensivos, así como el personal de enfermería del quirófano. El equipo de urología decidió utilizar como plataforma para realizar la operación el robot quirúrgico da Vinci, que consta de una pauta para el cáncer de testículos seguida de una RPLND, una IVCTT y la reconstrucción de la vena cava. Antes de poder iniciar la cirugía, hubo unos 20 procesos importantes que realizar.

La operación duró más de nueve horas y se realizó con éxito. Para identificar la ubicación del trombo tumoral, se utilizó tecnología reconstructiva en 3D, que presenta la imagen en 3D mediante su procesamiento y análisis en gráficos combinados con realidad virtual (RV) a partir de un TAC o RM anteriores. La combinación de las imágenes preoperatorias en 3D de la reconstrucción y el sistema quirúrgico robotizado da Vinci mejoró el grado de precisión necesario para la cirugía, al tiempo que redujo la probabilidad de que surgiesen complicaciones en la operación y la duración del procedimiento, además de aumentar la seguridad.

Tras la operación, el paciente pasó rápidamente de la unidad de cuidados intensivos a planta. Recibió el alta una semana después de la intervención.

Voltar noticias em Espanhol